Lada se puso la camiseta

Ignorar el valor que tiene o no ser capaz de reconocerla es simplemente imperdonable. Su carácter de ícono futbolístico, acompañado de lo que significó en su momento, la hace un elemento clave tanto para la cultura deportiva como para realizar un acercamiento a la cultura popular chilena de la época.

Compañera del triunfo de la Copa Libertadores del 91’, su valor no radica sólo en haber acompañado a Colo Colo en una de sus hazañas futbolísticas más memorables de la trayectoria del equipo. Sino también en haberse transformado en un elemento reflejo de la época en la que cobró mayor importancia.

Hablamos de la camiseta de Colo Colo 91′. Elaborada, obviamente, con los colores del club y en las mangas con el diseño característico de “tres tiras” de la marca a la que pertenecía ADIDAS, la camiseta “más relevante” del club popular, lucía orgullosa en su parte frontal el auspicio de  la marca rusa LADA, marca que los acompañó al triunfo.

Campeón Libertadores 91

¿Pero qué nos dice la presencia de LADA en la camiseta de Colo Colo?

Remontándose al contexto social de la época, nuestro país se encontraba en una época de apertura económica, había abandonado hace poco años el régimen de dictadura y el cambio de sistema económico había consolidado cambios fundamentales en la cultura chilena. El acceso al sistema de crédito y la apertura internacional, volvieron a los chilenos sujetos atractivos de cautivar para aquellas marcas que ingresaban con fuerza a mostrar sus productos masivos. ¿ Y qué mejor que hacerlo de la mano de un equipo de fútbol popular? Lada no se quedaría fuera de esto. Esta marca de automóviles rusos llega a Chile en el año 1987 y rápidamente pasó a ocupar uno de los primeros lugares en ventas durante más de diez años. Posteriormente se transforman en autos típicos para el transporte colectivo.

Como una de las marcas de automóviles importantes del país, busca consolidarse como tal, es aquí cuando el volverse auspiciador de un equipo  es una oportunidad innegable para alcanzar el objetivo. Y más aún cuando, según Jorge Vergara Villarroel (recordado dirigente del club) existía una relación directa entre el dirigente de la época (Dragicevic) de Colo Colo y Lada, marca de la cual poseía la representación. Era definitivamente un negocio redondo.

Gracias al triunfo de la Copa Libertadores 91 del equipo, Lada logró quedarse en la retina de los chilenos para la posteridad, puesto que no sólo figuró por sus logros en ventas, sino que también estuvo presente en momento futbolístico histórico: Volverse campeón junto con el equipo.

Equipo Colo Colo 91

Típico taxi Lada de la época

Por Camila García

Comentar

Tu email nunca será publicado.